Saltar al contenido

¿Qué es la salmonelosis?

La salmonelosis es considerada un tipo de intoxicación alimentaria que se origina por la ingesta de líquidos o alimentos contaminados por la bacteria Salmonella que, por lo general, suele habitar en el intestino de muchos animales, incluso de los humanos, por lo tanto, es expulsada por la vía fecal.

Causas de la salmonelosis

Cabe destacar que la bacteria Salmonella es altamente resistente, puede sobrevivir varias semanas en ambientes secos y durante meses si habita en el agua.

El mayor foco de contaminación proviene de alimentos contaminados con heces como por ejemplo, la carne de aves o res que durante la matanza entren en contacto con materia fecal contaminada.

En cuando al pescado, puede ser fuente de salmonelosis si proviene de agua contaminada con la bacteria.

Qué es la salmonelosis
La ingesta de alimentos contaminados son la principal causa de infección

Los huevos crudos son de gran riesgo, pues si el ave está infectada, la bacteria puede penetrar alojarse dentro del huevo desde antes de que la cáscara se consolide.

Hortalizas, vegetales y frutas que han sido lavadas con agua contaminada también representan un riesgo.

Más Información: ¿Se debe lavar el pollo antes de cocinarlo?

Incluso, a la hora de cocinar, puede producirse contaminación si estos alimentos entran en contacto con los jugos de las carnes contaminadas.

Suele suceder cuando se usa el mismo cuchillo o tabla para picar las carnes y preparar las ensaladas, por ejemplo.

Síntomas de la salmonelosis

El período de incubación suele ocurrir desde algunas horas hasta cinco días luego del contacto.

Las alteraciones gastrointestinales como vómito, diarrea y nauseas son su presentación más característica.

También suele presentarse dolor de cabeza, dolor abdominal y fiebre.

Si nos e trata a tiempo, puede desencadenarse un cuadro de deshidratación severo.

Los adultos mayores, niños y pacientes inmunosuprimidos son la población de mayor riesgo.

Medidas preventivas

Es preciso establecer medidas preventivas que eviten el contagio y la propagación de la salmonelosis.

Manipulación adecuada de los alimentos

Lavarse las manos muy bien antes de manipular los alimentos y durante la preparación de los mismos, sobre todo si se ha manipulado alimentos crudos como carnes, por ejemplo.

Lavar muy bien las superficies y utensilios inmediatamente luego de manipular alimentos crudos.

Qué es la salmonelosis
Lavar y desinfectar las frutas, verduras y hortalizas es parte de las medidas preventivas

Evitar la contaminación cruzada, esto se logra separando los alimentos ya cocinados de los que aún permanecen crudos.

No preparar ensaladas sin antes lavar y desinfectar muy bien los vegetales.

Cocinar muy bien los alimentos

La ingesta de alimentos poco cocinados suele ser una fuente de infección por salmonelosis.

Más Información: ¿Los huevos deben guardarse en el refrigerador?

Para ello es indispensable cocinar los alimentos a una temperatura suficiente a fin de evitar que queden crudos en su interior.

Refrigerar los alimentos

Si no van a ser preparados de inmediato, lo mejor será refrigerar y congelar los alimentos, sobre todo si se trata de carnes, pues a temperatura ambiente las bacterias se multiplican con mayor rapidez.

La prevención es la clave fundamental para evitar la aparición de brotes de salmonelosis.