Saltar al contenido

¿Qué es la pintura ecológica?

Se llama “pintura ecológica” a la pintura que se encuentra fabricada con ingredientes naturales. Estos ingredientes pueden ser de origen vegetal o mineral. A diferencia de otros tipos de pinturas, estas no contienen químicos, ni contaminantes.

¿Qué tipos de pintura ecológica existe?

Existen diferentes tipos de pinturas ecológicas, estas se clasifican según el origen de sus ingredientes.

  • Minerales: Este tipo de pinturas ecológicas esta fabricada con productos de origen mineral. Puede ser pinturas a base de silicatos, que se obtienen por medio del proceso de fundición de vidrios reciclados; pinturas a base de cal, resultado de la mezcla de cal hidráulica y aditivos naturales orgánicos; y pinturas a base de arcilla, contiene arcilla blanca, polvo de mármol y caséina vegetal.
  • Vegetales: Se encuentran compuestas por elementos de origen vegetal, como aceites, almidones, colas, ceras y resinas, entre otros.
  • Mixtas: Estas pinturas tienen ingredientes de origen mineral y vegetal combinados.

¿Cuáles son las ventajas de las pinturas ecológicas?

Al comparar las pinturas ecológicas con las sintéticas, estas primeras ofrecen muchas ventajas y beneficios gracias a su composición.

La materia prima de estas pinturas son totalmente naturales por lo que no son contaminantes. En cambio, las pinturas sintéticas tienen ingredientes químicos, como plomo y mercurio, ademas de compuestos orgánicos volátiles, que si son negativos para el medio ambiente.

Durante la fabricación de estas pinturas ecológicas también se cuida mucho que se cumplan las normas básicas de sostenibilidad para que este proceso también sea respetuoso con el medio ambiente y no genere residuos tóxicos o nocivos.

Estas pinturas no solo son buenas para la naturaleza y el planeta, sino también para la salud y el bienestar de los seres humanos.
Los componentes sintéticos de algunas pinturas generan daños en los ojos, piel y vías respiratorias. En este tipo de pinturas, al no contienen químicos ni contaminantes, así que no hay riesgos de alergias o sensibilidad, por lo que son aptas también para embarazadas y niños.

Ademas, las pinturas ecológicas son más económicas, tienen un mejor rendimiento, su aplicación es más fácil, no necesitan de muchos trabajos de mantenimiento, son muy duraderas, no tienen mal olor y es ignífuga.