Saltar al contenido

¿Qué es el test de los colores?

El Test de los Colores es también conocido como el Test de Lüscher. Se trata de una prueba psicológica en la que se analiza y descubre la personalidad de una persona.

¿En qué consiste el Test de los Colores?

Se trata de un test proyectivo, es decir un test con el que se estudia la personalidad de alguien. Se lo conoce con el nombre de “Test de Lüscher” porque fue creador por Max Lüscher, un doctor especialista en psicología.

Lüscher afirmaba que las elecciones por un color u otro revelan datos de la personalidad. En base a esto creo este test que, si bien ha tenido mucha controversias en el ámbito científico, es cada día más practicado.

¿Cómo es el Test de Lüscher?

El Test de los Colores o Test de Lüscher consta de una prueba con ocho colores, entre colores primarios y secundarios.
Los colores primarios del test son: amarillo, azul, rojo y verde. Los colores secundarios son: gris, marrón, negro y violeta.

Los psicólogos le presentan al paciente ocho tarjetas, cada una de ellas con un color de la lista mencionada anteriormente.
El paciente debe ordenar esta tarjeta teniendo en cuenta su preferencia por los colores. Según el orden en el que los acomode, se podrán obtener datos sobre su personalidad.

Relacionado: ¿Qué es un test de orientación vocacional?

Comúnmente, después que el paciente ordene por primera vez las tarjetas, el psicólogo decide mezclarlas y pedirle que nuevamente las acomode. Solo las personas que tienen una personalidad rígida, es decir que no son flexibles y que son extremistas en todo, vuelven a acomodar las tarjetas en el mismo orden exacto que la primera vez.

¿Qué significa cada color en el test Lüscher?

Azul: Describen a alguien con emociones profundas, pensamiento muy conservador y mente relajada. Quienes lo eligen entre los primeros 4 colores, demuestran ser una persona sociable y empática con los demás, y con una personalidad tranquila.

Verde: Este es el color de las personas perseverantes para obtener lo que desean. Son personas que no se adaptan fácilmente a los cambios, pero que confían mucho en si mismos. Esto ultimo puede ser contradictorio en algunos casos, ya que no toman consejos de otros, sino que ellos quieren ser los que enseñen siempre aunque estén equivocados.

Amarillo: Elegir el color amarillo es característico de pacientes con personalidad alegre y optimista. Comúnmente se alejan de todo aquello que pueda ser una preocupación Prefieren las aventuras y la improvisación.

Rojo: Estas personas tienen emociones muy intensas y una gran fuerza de voluntad. Son muy activos, enérgicos y apasionados.
En ocasiones, estas personas también pueden mostrarse intranquilos o ansiosos por algo que desean y no consiguen.

Violeta: Es un color muy relacionado con la superstición, la magia y los misterios de la vida. Quienes lo eligen son personas creyentes en dioses o seres superiores, como también en el karma o la siembra y cosecha.
Puede ser que se trate de personas religiosas o personas supersticiosas.

Marrón: Es un tono que, comúnmente, es elegido por las personas que sufren alguna enfermedad. Así también, expresa la necesidad de equilibrar o estabilizar las diferentes áreas de su vida.

Gris: Para muchos el gris no es un color por eso quienes lo eligen están demostrando ser personas de mente abiertas, que no se limitan y que disfrutan de la libertad.
Esto ultimo, en ocasiones, puede llegar a ser negativo ya que anhelan tanto la libertad que le temen al compromiso.

Más Información: ¿Qué es un test de personalidad y para qué sirve?

Negro: El negro es creado por la falta de color. Se cree que quienes lo eligen están demostrando una personalidad rebelde y en un desorden.
Muchos pacientes que lo eligen expresan pensamientos suicidas o problemas emocionales graves.