Saltar al contenido

¿Qué es el insomnio tecnológico?

Se conoce como “insomnio tecnológico” a un trastorno del sueño que se esta popularizando cada vez mas en la actualidad. La causa de la alteración en el sueño son los aparatos tecnológicos, especialmente los móviles, notebooks y televisores.

¿En qué consiste el insomnio tecnológico?

La mayoría de las personas tienen como costumbre aprovechar los últimos minutos antes de dormir para entretenerse con sus móviles o ver la televisión.
Si solo fueran unos pocos minutos no habría problema, pero este tiempo por lo general se extiende a mas de una hora y esto tiene consecuencia en el sueño.

Al pasarse horas mirando el televisor, contestando mensajes o revisando las redes sociales en el móvil, las horas de sueño se van reduciendo. Entonces el ciclo del sueño nocturno se altera y esto ocasiona que las funciones del organismo empiecen a fallar.

Cuando una persona no descansa como corresponde, el día siguiente tiene muchísimos problemas ya que están agotados no solo físicamente, sino también mentalmente y esto se vuelve peligroso.

Tipos de insomnio tecnológico

Las causas del insomnio tecnológico son dos tipos diferentes de tecnología: pasiva y activa.

Pasiva: En esta categoría entran los dispositivos tecnológicos que no requieren una interacción de parte de la persona, como por ejemplo: un televisor. Muchas personas encienden el televisor por la noche y pasan horas mirándolo. La luz de la pantalla y el contenido de los programas mantiene activo el cerebro y quita el sueño.

Activa: Esta tecnología es la que necesita de la interacción de la persona, como por ejemplo jugar un juego video o revisar una red social y contestar mensajes.
Esto no solo estimula el cerebro por la luz azul de las pantalla que encandila los ojos de forma continua, sino que también la interacción requiere del trabajo cerebral.

¿Cómo evitar el insomnio tecnológico?

Para poder evitar el insomnio tecnológico solo hay que tener en cuenta algunos consejos simples:

  • Bajar el brillo de las pantallas
  • Evitar los dispositivos tecnológicos antes de dormir
  • Retirar todos los dispositivos electrónicos con pantalla de la habitación para no tentarse a utilizarlo al acostarse
  • No tratar de corregir el sueño con pastillas u otro tipo de fármacos sin consulta medica