Saltar al contenido

¿Por qué tenemos mal aliento al despertar?

El mal aliento, también llamado “halitosis”, es producido por bacterias. Al despertar, el mal aliento es normal ya que las partículas de alimentos que quedan en la boca se fermentan por la noche. Ademas, la producción de saliva al dormir reduce y esto favorece a la multiplicación de bacterias.

¿Cuáles son las razones del mal aliento al despertarse?

Falta de saliva
Una de las principales razones de mal aliento al despertar, es la falta de saliva. Por las noches, al dormir, no se produce tanta saliva. Ademas, algunas personas sufren de sequedad bucal debido a que utilizan respiradores o toman algún medicamento que tiene estos efectos secundarios.

Cuando la producción de saliva disminuye, en la boca se crea un ambiente favorable para las bacterias. Si estas se multiplican, entonces se genera un mal olor.

Sequedad bucal
También la halitosis se encuentra relacionado con la forma de dormir de cada persona. Las personas que duermen con al boca abierta o que roncan mucho, tienen más mal aliento que las demás.

Relacionado: ¿Por qué es importante la salud bucal?

Enfermedades
En algunos casos, el mal aliento de las mañanas se debe alguna enfermedad. Quienes padecen de enfermedades en el hígado o una insuficiencia renal, tienen una halitosis más grave. Esto requiere de intervención medica lo antes posible.

Mal higiene
Por supuesto también la mala higiene bucal provoca mal aliento. A veces no se trata de no cepillarse los dientes, sino de cepillárselos mal. Los restos de comida que quedan en la boca, acumulan bacterias y esto produce mal olor.

Desayuno
El mal aliento de la mañana no se va hasta después de haber desayunado. Aun cuando te laves los dientes, este mal aliento continuara. Debes ingerir comida, en este caso el desayuno, para que se elimine por completo.

¿Qué sucede en nuestra boca al dormir?

Por las noches, el organismo de una persona cambia ya que su metabolismo se rentaliza. Esto afecta a varios procesos naturales del cuerpo, uno de ellos es la producción de saliva.

Al dormir, en la boca tenemos una cantidad de saliva mucho menor que en el día. Esta sustancia que contiene enzimas digestivas y proteínas, combate las bacterias. Entonces, por la noche, las bacterias pueden multiplicarse sin problemas.
Ademas, con la boca siempre se mantiene cálida y húmeda, se genera lo que se conoce como “placa bacteriana”.

Más Información: ¿Por qué el perejil ayuda a combatir el mal aliento?

Con la multiplicación de bacterias, los restos de alimentos que quedaron en la boca comienzan a descomponerse y fermentarse. Lo que, por supuesto, produce un olor muy feo.