Saltar al contenido

¿Por qué se termina el amor?

El amor no se termina de un día para el otro, pero si hay muchos factores que van haciendo que se apague poco a poco. La infidelidad, los engaños, la perdida de confianza, las discusiones, el conformismo, la rutina, la distancia, pueden ir cansando a las personas y convenciéndolas que lo mejor es terminar la relación.

¿Cuáles son las razones por la que se acaba el amor?

Algunas personas afirman que el amor es una decisión por lo tanto no es algo que pueda acabarse. Uno decide amar o decide no amar.

Relacionado: ¿Cuáles son las fases del amor?

Lo que si se termina es el enamoramiento ya que esto es simplemente una etapa más. Después de 6 meses, el enamoramiento va desvaneciéndose Ya no se siente lo mismo al estar cerca de esa persona especial. Es mas, ya tampoco es “tan especial” porque se comienzan a notar los defectos. Entonces, lo que termina no es el amor, sino el enamoramiento. Cada persona decide si a pesar de todo quiere seguir amando o no.

Otro enemigo del amor es la monotonía. La vida cotidiana puede resultar muy aburrida. Por algún tiempo la pareja se convierte en una ‘escapatoria’, pero cuando ya viven juntos y comparten el día a día pueden caer en la rutina y esto va matando al amor.
En realidad, no es que no se amen, sino que se aburren estando juntos porque ya no hay nada nuevo para experimentar.

Más Información: ¿Por qué se dice que el amor es ciego?

Los problemas también pueden hacer que el amor se termine. Es cierto que el amor tendría que luchar contra los obstáculos, pero a veces los problemas son tan duros que terminan acabando el amor.
Esto sucede mucho en cuestiones económicas. No es que el amor se termine por la falta de dinero, pero el estrés, trabajar horas extras, la angustia por las cuentas a pagar, las deudas, poco a poco van apagando el sentimiento.

Y por ultimo, pero no menos importante, la principal razón por la que se termina el amor es la falta de comunicación.
La pareja necesita tener una buena comunicación, poder expresarse y comprender al otro. Dos personas que no se entienden, son dos personas que no pueden estar juntas.