Saltar al contenido

¿Por qué se celebra el Día Mundial Sin Tabaco?

Cada 31 de mayo se celebra el Día Mundial sin Tabaco con el objetivo de concienciar a la sociedad sobre los efectos letales del tabaco para desalentar el consumo.

¿Por qué se celebra el día mundial sin tabaco?

En el año 1987, la Organización Mundial de la Salud (OMS) proclamo que el Día Mundial Sin Tabaco se celebre el 31 de mayo de cada año.

El objetivo es informar y dar a conocer los efectos nocivos del tabaco, como también de la exposición al humo, para que sociedad tome conciencia y reduzca el consumo.

¿Por qué se celebra el Día Mundial Sin Tabaco?
¿Por qué se celebra el Día Mundial Sin Tabaco?

Objetivo del Día sin Tabaco

La OMS cree que la mejor manera para lograr que se reduzca el consumo de tabaco es lograr que la sociedad tome conciencia de las consecuencias del tabaquismo y los efectos nocivos de la exposición al humo del tabaco ajeno.

¿Por qué se celebra el Día Mundial Sin Tabaco?
¿Por qué se celebra el Día Mundial Sin Tabaco?

Existen suficientes pruebas sobre el daño que el tabaco le causa a los pulmones. Aún así la mayoría de los fumadores siguen sin tomar conciencia sobre esto.

En este día se organizan campañas que llamen la atención de los fumadores. También se le pide al estado a que tome cartas en el asunto. Se necesitan políticas que sean eficaces para controlar el consumo de tabaco.

Importancia de un Día sin Tabaco

El Día mundial sin Tabaco tiene una gran importancia. Al tratarse de un tema de salud no se puede esperar, es necesario actuar rápido y buscarle una solución.

La OMS no puede seguir permitiendo que millones de fumadores y no fumadores en todo el mundo sufran enfermedades pulmonares, entre otras enfermedades que provoca el tabaco. Por esta razón controlar el tabaco es una prioridad entre los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) para el 2030.

Los gobiernos deben aplicar políticas de control de tabaco y hacerlas cumplir, pero también la sociedad tiene que hacer su parte. Los padres y adultos deben enseñar a los jóvenes con el ejemplo. Actuando juntos se puede lograr reducir el consumo y la exposición al tabaco para protegernos entre todos de los daños que provoca el tabaco.