Saltar al contenido

¿Por qué nos desperezamos?

Al despertarnos, nos desperezamos para poder ejercitar los músculos y articulaciones, mejorar la circulación sanguínea y generar una sensación de placer en el cerebro.

¿Qué sucede en el cuerpo al desperezarse?

Cuando una persona se despereza, el primer efecto lo sufren sus músculos. Después de algunas horas en reposo, es normal que los músculos se entumezcan. Al desperezarse, estos se estiran y recuperan movilidad.

Ademas, al desperezarse se mueven las extensiones del cuerpo y al estirarse de esta manera, se elimina la pereza y cansancio.

¿Por qué es necesario desperezarse al despertarse?

La mayoría de las personas, lo primero que hacen al despertarse es desperezarse. Esta es una acción involuntaria, casi ni pensamos en como o cuando desperezarnos, solo lo hacemos.

Relacionado: ¿Cuáles son los tipos de músculos que existen?

Este estiramiento es necesario después de estar acostados ya que favorece a la circulación de la sangre, la cual al estar en reposo se acumula en diferentes partes del cuerpo.

Del mismo modo, desperezarse es necesario para que los músculos recuperen su fuerza y elasticidad.

Más Información: ¿Cuál es la función de la sangre?

Ademas, al estar acostados sobre la cama, los fluidos del cuerpo se acumulan en la zona de la espalda. Al desperezarnos, estos comienzan a regresar hacia sus ubicaciones originales, también puedes ayudar a este proceso con masajes suaves en la zona.

Beneficios de desperezarse

  • Genera sensación alivio. El cuerpo al pasar mucho tiempo recostado hace que los músculos se tensen y los fluidos se acumulen, todo esto se alivia al desperezarse.
  • Provoca placer. El desperezarse hace que el cerebro libere neurotransmisores relacionados con el bienestar y la felicidad.
    Mejora la circulación sanguínea permitiendo que el fluido de sangre recorra todo el cuerpo.
  • Devuelve flexibilidad a músculos y articulaciones que se endurecen al estar en una misma posición por varias horas.
  • Envía señales al cuerpo de que la mente se ha despertado de modo que todo empiece a funcionar.