Saltar al contenido

¿Por qué la nariz siempre esta fría?

La nariz es una de las partes del cuerpo que siempre se mantiene fría. La razón es que la circulación de la sangre tarda más en llegar a esta zona del rostro, mucho más cuando hace frio. Existen otras razones por la cual la nariz puede estar fría, como enfermedades y estrés.

¿Cuál es la causa por la que una persona tiene la nariz más fría?

Cuando una persona tiene frio, la primer parte de su cuerpo que se enfría es la nariz. El motivo es que el cuerpo siempre tiene reservas de calor y energía, pero esto tarda en llegar a algunas partes, como la nariz. La prioridad es que lleguen hacia los órganos vitales, de modo que estos puedan seguir funcionando normalmente.

El nivel de sangre baja y tarda en llegar no solo a la nariz, sino también a los pies, manos y orejas. Es por eso que estas partes siempre se encuentran más frías.

Relacionado: ¿Porque crecen vellos en la nariz?

Ademas, la nariz se encuentra compuesta por tejido cartílago y no tiene mucha cantidad de grasa. Esta es otra razón por la cual se mantiene más fría que el resto del cuerpo.

¿La nariz fría puede ser síntoma de una enfermedad?

Aunque tener la nariz fría no es nada peligroso, puede ser el síntoma con el que se esta manifestando alguna enfermedad.

Cuando la tiroides esta funcionando incorrectamente y no produce la cantidad de hormonas que el organismo necesita, este se ve obligado a rentalizar su metabolismo.
La nariz fría puede ser un síntoma. Otras manifestaciones físicas de esta enfermedad son: dolor en los músculos, cansancio, debilidad, fragilidad de cabello y uña, piel seca, aumento de peso, entre otros.

Más Información: ¿Por qué sangra la nariz?

La enfermedad de Raynaud también puede provocar que la nariz se mantenga fría. Esta afección produce el estrechamiento de las vías sanguíneas y entonces no permite que la sangre llegue a algunas extremidades.

¿La nariz fría puede ser causa del estrés?

Si, el estrés también puede provocar que la nariz se mantenga fría. Un estudio científico ha demostrado que existe una relación entre el trabajo duro y la temperatura del rostro. Cuanto más pesado sea el trabajo, más baja sera la temperatura facial.

Cuando la mente tiene desafíos y tareas complicadas, el flujo sanguíneo se dirige hacia la corteza cerebral para realizar el trabajo. Entonces, el rostro recibe menos cantidad de sangre y esto explicaría porque se mantiene fría.