Saltar al contenido

¿Por qué la leche es utilizada en la mayoría de los postres?

La leche es usada para la elaboración de múltiples recetas porque es un ingrediente básico y no requiere de condimentos para ser gustosa y nutritiva. Además cuenta con un buen sabor para consumirse en crudo, ya sea caliente, tibia o fría. Por consiguiente, se aprecia en la elaboración de recetas de reposterías y pastelerías, así mismo, resulta útil en las recetas saladas.

¿Cómo se emplea la leche en la cocina?

La leche es un alimento tanto de origen animal como vegetal, que cuenta con diversas presentaciones las cuales varían según las preferencias del cocinero y los comensales:

La leche evaporada no posee azúcar, por ello, es utilizada para brindar consistencia a diferentes postres en repostería.

Leche condensada es otra de sus presentaciones; contiene una cantidad elevada de azúcar, generando a la receta, una textura espesa y un sabor dulce.

Por ende, se ocupa en el ámbito de la repostería para la elaboración de rellenos y cremas pasteleras.

La leche líquida se emplea en múltiples recetas

La leche entera es igual de útil en la cocina, porque le aporta a las recetas, una cantidad necesaria de materia grasa para conseguir una contextura adecuada.

La leche deslactosada, cumple el mismo papel que la anterior, con la única diferencia que se utiliza para aquellas personas intolerantes a la lactosa.

Más Información: ¿Cómo hacer para que no se corte la crema de leche?

Así mismo productos como la nata, la mantequilla, el queso y sueros lácteos, son obtenidos de la leche higienizada o componentes de la leche.

Los cuales son utilizados en diferentes ámbitos de la cocina para brindarle a las recetas una buena textura y sabor.

La leche en la repostería

En la repostería, los ingredientes básicos para sus recetas son: harina, huevos, mantequilla, azúcar, y leche.

La mezcla de los ingredientes sirven de punto de partida para poder añadir esencias aromáticas: vainilla, gotas de azahar o canela.

De igual forma; para proseguir a incorporar toques cítricos: cáscaras de limón, naranja o lima.

Postres como el arroz con leche, helados cremosos, yogures, cremas pasteleras y finas coberturas, son unas de las recetas populares en donde destaca la leche.

El arroz con leche es un postre típico donde hace presencia la leche

Gracias a su 3,7% de grasa, 3,5% de proteínas y 87,4% de agua, este ingrediente sirve para darle un sabor dulce y cremoso a las recetas preparadas.

Así mismo, la leche de cabra cuenta con un sabor dulce y baja en grasa en relación a la leche de vaca, siendo la opción ideal para los reposteros.

Además se da con frecuencia el uso de la leche entera en comparación a la leche desnatada o semidesnatada.

La leche en los platos salados

La leche en los platillos salados no es frecuente, porque se utiliza es un derivado de la misma como es: la nata.

No obstante, algunos platos elaborados con dicho ingrediente se pueden sustituir con leche.

Solo es cuestión de añadir yema de huevo adicional para que se condense la mezcla, porque agregando materia grasa extra se consigue que los componentes sólidos se logren mantener.

Sin embargo, la leche, es un ingrediente necesario para un platillo salado en específico: la salsa bechamel.

Beneficios de incorporar la leche en los alimentos

Durante los periodos de embarazo, este alimento garantiza la cantidad de calcio para el bebé y su madre.

Para los niños y jóvenes, es una fuente de fósforo, vitamina D, y calcio.

Más Información: ¿Por qué no se debe guardar la leche en la puerta de la nevera?

Para los adultos de la tercera edad, minimiza las dificultades en masticar y digerir los alimentos.

De igual forma, la leche baja en grasa es dietética para aquellos adultos con problemas de salud: hipertensión, diabetes y personas con niveles altos de colesterol.