Saltar al contenido

¿Por qué es importante ventilar la casa?

Abrir las puertas y ventanas de la casa por 15 minutos diarios para que el ambiente se ventile es muy importante para la salud. Es necesario renovar el aire de los espacios para que se mantenga limpio, puro y de calidad.

¿Por qué es necesario ventilar correctamente la casa?

Las casas necesitan ser ventiladas para que el aire se renueve. Muchas veces se siente que el ambiente esta cargado o pesado, eso quiere decir que el nivel de oxigeno se esta reduciendo y se aumenta el dióxido de carbono, es decir el gas que exhalamos al respirar y que no es bueno volver a inhalar.

Gracias a la ventilación, la humedad del ambiente se regula y se evita que el aire sea muy seco, lo que afecta negativamente a las mucosas respiratorias; o que sea demasiado húmedo favoreciendo al desarrollo de moho.

La ventilación ayuda a que se elimine el polvo, microorganismos y otras partículas que pueden ser dañinas para la salud.
El aire arrastra estas partículas que se encuentran suspendidas en el aire y las elimina del interior de la casa. Así el ambiente se purifica para que el aire que respiramos sea más limpio y ademas se combaten los malos olores.

Más Información: ¿Cómo eliminar el olor a tabaco de la casa?

Al abrir las ventanas y puertas se permite la entrada del sol y esto es muy bueno porque el sol tiene un efecto desinfectante. Los rayos UV calientan eliminando microorganismos, como por ejemplo los ácaros.

¿Cuáles son las consecuencias de no ventilar bien el hogar?

Si un ambiente no recibe la ventilación correcta puede convertirse en un lugar nocivo para la salud.

  • Se crean ambientes húmedos donde se desarrollan hongos que liberan esporas que son respiradas por quienes viven allí.
  • Los gases tóxicos producidos por los humos de la cocina, calefactores, estufas y chimeneas, permanecen en los ambientes cerrados pudiendo provocar intoxicaciones.
  • Quienes viven allí sufren comúnmente de infecciones y alergias respiratorias ya que el aire esta contaminado.
  • El aire no renovado también puede causar dolores de cabeza, fatiga y molestias en los ojos.

¿Cómo ventilar la casa de forma correcta?

Para que el aire de los ambientes de la casa se renueve y se mantenga fresco, todos los días se deben abrir las puertas y ventanas a la mañana por un tiempo aproximado de 30 minutos.

El mejor momento del día es la mañana porque después de toda la noche con puertas y ventanas cerradas se acumula mucho dióxido de carbono, microorganismos y bacterias.
Ademas, el aire de la mañana en el exterior es más puro ya que los niveles de contaminación son menor porque no hay tantos vehículos circulando ni fabricas trabajando en ese horario.

Relacionado: ¿Cómo mantener la seguridad al usar chimeneas en el hogar?

Las ventanas y puertas deben permanecer abiertas 10 minutos como mínimo, aunque lo ideal es que se permita la ventilación por más tiempo, entre 30 minutos y 1 hora es suficiente para que el aire se renueve.