Saltar al contenido

¿Quién pintó «La persistencia de la memoria»?

El cuadro “La persistencia de la memoria” fue pintado por Salvador Dalí, uno de los artistas más reconocidos y populares de la historia de la humanidad.

La persistencia de la memoria

La obra que se ha denominado como “La persistencia de la memoria”, conocida también como “Los relojes blandos”, es la pintura más conocida y que más ha dado para hablar sobre un pintor del calibre de Salvador Dalí.

Cuadro
(Cuadro “La persistencia de la memoria”, pintado por Salvador Dalí)

Descripción del cuadro

En el cuadro se observa la bahía de Port Lligat al amanecer. El paisaje plácido queda interrumpido por cuatro relojes, que marcan horas distintas. Tres de los relojes son blandos:

  • El primero de ellos cuelga de la rama de un árbol sin hojas.
  • El segundo se apoya en el borde de un mueble.
  • Y finalmente el tercero descansa sobre una extraña figura que parece ser la cara de Dalí.
  • El cuarto reloj es rígido, está cubierto de hormigas y se encuentra boca abajo sobre el mueble.

Interpretación de la obra

Según los postulados de los críticos de arte o de las personas que se encuentran más cercanas a este tipo de trabajos de interpretación artística, Dalí insinúa así la relatividad del concepto de tiempo y una de las preocupaciones más artificiales y abstractas inventadas por el hombre, la angustia de controlar el tiempo y el recuerdo de que todo es efímero y fugaz, además de reflejar una de sus obsesiones, la inmortalidad.

Técnica de la obra

Salvador Dalí se enfocó en conseguir que su obra retratase lo que deseaba por medio de unas líneas y pintura precisa, razón por la que ha sido calificada como académica y de líneas puras. Así mismo, cada uno de los objetos presentes en la obra se ha dibujado respetando hasta el más mínimo detalle.