Saltar al contenido

¿Para qué sirve el hinojo?

El hinojo es una planta tipo herbácea que tiene un gran poder medicinal sobre todo actuando en el sistema digestivo, también es muy usado para estimular y potenciar el sistema inmunológico, se destaca por sus propiedades diuréticas, desintoxicantes, carminativas y entiespasmódicas; en la gastronomía es empleado en la preparación de diversos platos como un exquisito condimento, sin duda esta plantas brinda diversas bondades a nuestro organismo.

Características del hinojo como planta

Aunque no lo creas, la planta de hinojo puede llegar a medir hasta dos metros de altura, presenta un tallo de color blanco con hojas en la parte superior de color verde oscuro.

La planta de hinojo produce flores muy características en forma de umbela y con un color amarillo.

Para qué sirve el hinojo
La planta de hinojo puede llegar a medir hasta dos metros de alto

El bulbo es muy peculiar pues tiene un sabor dulce y es crujiente; su color es blanco y se presenta en forma redondeada y lisa.

Las semillas de hinojo son alargadas y al secarse se tornan de color marrón claro y tienen muy poco peso.

¿Cuáles son los beneficios nutricionales del hinojo?

El hinojo posee muchos beneficios nutricionales ideales para nuestro organismo en este sentido, es preciso destacar que es una excelente fuente de Vitamina C, también contiene una cantidad importante de fibra dietética.

Para qué sirve el hinojo
El hinojo es una excelente fuente de vitaminas y minerales

Su consumo aporta importantes minerales al organismo como potasio, manganeso, cobre, molibdeno, fósforo, ácido fólico, calcio, hierro, entre otros.

Sus semillas son ricas en Vitaminas A, E y B. Además los fitonutrientes de esta planta poseen propiedades antioxidantes que contribuyen a fortalecer el sistema inmunlógico.

Cien gramos de hinojo aportan al organismo aproximadamente unos 20 gr de grasas, 29 gr de carbohidratos y 24 gr de proteínas.

Propiedades curativas del hinojo

El hinojo es una planta con excelentes propiedades curativas, así pues es utilizada para eliminar aquellas sustancias que causan toxicidad a nuestro organismo y esto es gracias a sus propiedades diuréticas.

Para qué sirve el hinojo
El hinojo posee diversas propiedades curativas

Sus semillas son usadas para disminuir el moco o flema de pulmones, nariz y garganta y esto se debe a sus propiedad mucolítica.

En el sistema digestivo tiene una poderosa intervención ya que favorece el proceso de la digestión, sirve para expulsar flatulencias con facilidad, es usado como antiespasmódico ya que combate el dolor de estómago.

Más Información: ¿Cuáles son las propiedades de la acacia?

Contribuye en la prevención de las enfermedades coronarias puesto que su consumo ayuda a mantener los niveles de colesterol en sangre y elimina el colesterol malo o LDL.

Su alto contenido de hierro ayuda a combatir la anemia.

Más Información: ¿Cuáles son las propiedades curativas del vinagre?

El aceite extraído de su semilla es ideal para combatir la caída del cabello ya que lo fortalece, también se usa para prevenir la aparición de caspa.

Es utilizado en en el síndrome premenstrual, en la menopausia o menstruaciones dolorosas o escasas gracias a su acción reguladora hormonal.

El hinojo también tiene propiedades antibacterianas y desinfectantes.

Reduce la tensión ocular por lo que es empleado en los tratamiento para glaucoma.

Contraindicaciones del hinojo

Debido a su larga lista de propiedades, existen ciertas contraindicaciones en el consumo de esta planta, así pues, las personas que reciben tratamiento hormonal deben abstenerse de consumirla o beberla.

El hinojo inutiliza algunos fármacos como la ciprofloxacina (antibiótico) por lo que no es recomendable consumirlos al mismo tiempo. El consumo del aceite esencial del hinojo puede bloquear la efectividad de la píldora anticonceptiva; también se encuentra contraindicado para las personas sensibles a los efectos de los estrógenos.

Aún no se ha comprobado si tiene efectos saludables en mujeres embarazadas, lactantes y niños por lo que su consumo debe de estar supervisado por un profesional médico.