Saltar al contenido

¿Cómo se llama el gato de Gargamel en la serie Los Pitufos?

El gato de Gargamel en la serie animada Los Pitufos se llama Azrael.

Azrael es el malhumorado gato del hechicero Gargamel. Posee un pelaje pardo-anaranjado y un corte en su oreja derecha. Odia bañarse -como todos los gatos- y es muy tranquilo, aunque pierde la paciencia fácilmente. Ayuda a su amo con la obsesión de atrapar Pitufos para hacer una gran sopa con ellos. Sufre frecuentes maltratados por parte de su amo, lo que le ha hecho muchas veces estar del lado de los Pitufos. Su nombre proviene del ángel de la muerte, Azrael.

Azrael, el gato del hechicero Gargamel
Azrael, el gato del hechicero Gargamel

Significado de Azrael

Azrael significa el Ángel de la muerte, un emblema utilizado por Peyo para darle nombre a la persecución de la iglesia durante la Edad Media a la Inquisición y a grupos masones. Un importante número de autores contemporáneos que tratan de cazar a los Pitufos con una sociedad comunista colocan al gato Azrael como una manera de sugerir a Israel, mientras que Gárgamel representa el Capitalismo. El gato en múltiples ocasiones recibe maltratos de su dueño, por lo que en ciertas ocasiones se coloca del lado de los Pitufos.

Ficha del gato Azrael

  • Clase: es un gato Anima corriente.
  • Primera participación: en 1959 en el cuento El Ladrón de Pitufos, publicado con el nº 1130 de la revista Spirou.
  • Sus enemigos: los pitufos.
  • Debilidad: le disgusta bañarse.
  • Otros apodos: cabeza de chorlito, atolondrado.
  • Papel: compañero y aliado de Gargamel.

Azrael, un personaje de los populares Pitufos

Seres azueles y extraños que habitan en las setas, son los pitufos. Cada uno de ellos tiene su propia personalidad y pasaban cualquier clase de aventura escapando de Gargamel y su gato Azrael. Estos personajes ocuparon la pantalla en la década de los años 80. Una buena historia con personajes buenos y malos. Las setas de colores estaban en lo profundo del bosque, conformando una hermosa aldea de los pitufos. Sus diminutas casa junto a la frondosidad del paisaje, conforman el lugar perfecto para esconderse y escapar de las garras del maléfico Gargamel y de su mascota Azrael.