Saltar al contenido

¿Existen animales que no beben agua?

Si, existen animales que, a diferencia de los seres humanos, son capaces de sobrevivir sin beber agua. Algunos de ellos son el koala, camello, sapo contenedor y rana de árbol

¿Por qué algunos animales pueden vivir sin beber agua?

Estos animales son conocidos como xerófilos. Este es un adjetivo que también se utiliza en botánica para describir a especies vegetales que pueden desarrollarse y vivir en ambientes secos o donde no hay agua disponible.

En el caso de los animales, todos los xerófilos comparten ciertas características que les permiten vivir sin la necesidad de beber agua.
Algunos de ellos cuentan con mecanismos especiales, pueden ser externos o internos, que evitan la evaporación.
Otros, en cambio, no beben agua pero igual obtienen la cantidad de liquido que necesitan por medio de sus alimentos.

¿Cuáles son los animales que no necesitan beber agua para sobrevivir?

Uno de los animales que pueden sobrevivir sin beber agua es el koala. Este obtiene toda la hidratación que necesita de sus comidas: hojas de eucaliptos. Estas se encuentran compuestas por agua en un 50%. Los machos tienen una necesidad de agua mayor que las hembras por lo que también obtienen agua de los arboles y el suelo. Ver un koala bebiendo agua no es una buena señal ya que solo lo hacen cuando están enfermos o su comida escasea.

Otros animales xerófilos utilizan parte de su cuerpo para almacenar agua así pueden mantenerse hidratados sin estar bebiendo agua a cada momento.
Entre estos podemos mencionar a las tortugas del desierto que acumulan agua de lluvia en su vejiga y cuando la necesitan la extraen por medio de las paredes de este órgano que tienen la propiedad de ser permeable.
El sapo contenedor es otro de ellos. Este también usa su vejiga para almacenar agua, ademas de sus tejidos y sus agallas.
Las ranas de árbol, en cambio, acumulan agua en su piel. Ademas, mantienen su piel cubierta con una especie de cera natural que producen para que no les falte hidratación.

Por ultimo, en este tipo de animales, se encuentran los camellos. Ellos tienen un metabolismo especial que les permite almacenar hasta 36 kg de grasa en sus lomos y al procesarla obtienen más de 1 ml de agua por cada gramo de grasa.