Saltar al contenido

¿Cuáles son las plagas más comunes en invierno?

Las plagas más comunes en invierno son las arañas, termitas, chinchas, ratas y ratones.

¿Cuáles son las plagas más comunes en invierno?

Aunque muchas personas creen que las plagas desaparecen con la llegada del frío, no siempre es así. Por supuesto algunos insectos, roedores y pájaros no resisten a las bajas temperaturas, como los mosquitos y avispas, pero otros si y aparecen en esta etapa del año para atacar.

¿Cuáles son las plagas más comunes en invierno?
¿Cuáles son las plagas más comunes en invierno?

Por esta razón es que en invierno no hay que descuidarse con el control de las plagas. Se debe estar atento, tanto o más que en el verano ya que los insectos y roedores se mantienen escondidos en sus refugios y es más difícil notar que se encuentran presentes.

Lo importante es identificar las señales que indican la presencia de una plaga y actuar lo antes posible para combatirla con remedios caseros o productos químicos especiales para este problema.

Principales plagas en el invierno

Principales plagas en el invierno: termitas
Principales plagas en el invierno: termitas

Termitas:

Las termitas son un tipo de insecto capaz de mantenerse en actividad durante todo el año, aun en invierno. Estos insectos no hibernan. No se detienen nunca. Todo el año y durante todo el día se la pasan buscando celulosa para alimentarse y destruyendo toda madera que encuentren.

Chinches:

Algunos tipos de chinches mueren cuando se someten a una temperatura menor de 15ºC, pero otras en cambio son más resistentes y sobreviven. Estas habitan comúnmente en los armarios, cajoneras, sofá y colchones de casas y hoteles, donde el ambiente por lo general se encuentra a una temperatura mayor por lo que pueden sobrevivir al invierno.

Ratas y ratones:

Los roedores como las ratas y ratones buscan refugio durante el invierno, pero también salen a buscar alimentos. Además, al estar escondidos, su presencia y la de sus crías puede pasar desapercibida por lo que no permite actuar a tiempo para combatir esta plaga.

Arañas:

Existen diferentes especies de arañas y muchas de ellas se mantienen activas también durante el invierno y se reproducen multiplicándose en los rincones que habitan.

Consejos para prevenir las plagas

La mejor forma de combatir las plagas es actuando lo antes posible, pero mucho mejor es ser precavido y tomar las medidas necesarias para evitar que se desarrollen plagas siguiendo algunos de estos consejos:

  • Es muy importante mantener limpio todos los espacios, especialmente aquellos que puedan ser habitados por algún tipo de insecto. No hay que dejar restos de comida, acumulaciones de humedad, ni polvo.
  • Si hay grietas o huecos por donde puedan pasar o esconderse los insectos y roedores, hay que taparlas. Se puede usar silicona, dependiendo del tipo de superficie que se trate.
  • Presta atención a las arañas y elimina todas las telarañas que haya en la casa.
  • Si vas a acumular leña para el invierno, hazlo fuera del hogar ya que muchos insectos se refugian en la madera.
  • No exageres con la calefacción del hogar porque esto crea un ambiente favorable para los insectos, permite que algunas horas en el día la temperatura baje a menos de 15ºC.