Saltar al contenido

¿Cuáles son las enfermedades pulmonares más comunes?

Las enfermedades pulmonares son esos padecimiento que afectan y ponen en riesgo el sistema respiratorio. Afectando así las funciones principales del cuerpo y en muchos casos pueden ser mortales.

Las enfermedades pulmonares más conocidas

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS) las enfermedades pulmonares son la tercera causa de muerte en el mundo. A continuación se desarrollan las más comunes.

Asma

Es una enfermedad respiratoria que se desarrolla a edad temprana y generalmente alcanza la adultez, esta causa el estrechamiento de las vías respiratorias que suelen irritarse por acción de algún agente químico o natural que provoque alergias en el individuo. Se manifiesta en forma de tos seca, falta de aire, presión torácica, silbido al respirar.

enfermedades pulmonares

Los ataques de asma también pueden presentarse en medio de alteraciones emocionales, comprometiendo la salud del paciente. Se suele tratar con bronquidilatadores.

Fibrosis quística

Afectación genética que provoca alteraciones de las glándulas que producen moco dentro de los pulmones y a su vez ocasionan que este se vuelva espeso y se adhiera a las vías respiratorias. Esto provoca obstrucción y dificultad para respirar.

Además de esto, tiene complicaciones digestivas por lo que el paciente sufre pérdida de peso por baja absorción de nutrientes.

Tuberculosis

Enfermedad infecciosa, altamente contagiosa y mortal que provoca tos convulsa, en ocasiones con sangrado e intenso dolor en el pecho. Además de gran cantidad de moco que se libera en los episodios de tos.

Por otro lado, puede ocasionar inapetencia, fiebre, escalofríos, sudoración durante las noches y perdida de peso.

Cáncer de pulmón

¿Cuáles son las enfermedades pulmonares más comunes?

Se produce cuando células anómalas se reproducen en los pulmones. Generalmente está asociado al consumo de tabaco y la exposición a agentes contaminantes. Es una enfermedad mortal que en su fase inicial puede ser confundida con otras patologías, sus principales síntomas son tos, falta de aire, dolor en el pecho, dificultad para comer, caminar, correr.