Saltar al contenido

¿Qué comen las focas?

Las focas son animales carnívoros que se alimentan de peces, calamares, mariscos, caracoles, cangrejos, nautilos, sepias, pulpos, pingüinos y hasta incluso otras focas de menor tamaño cuando el alimento escasea.

Alimentación de las focas

Foca comiendo un pulpo.
Foca comiendo un pulpo.

Características de las focas

Las focas son mamíferos acuáticos que habitan en casi todas las regiones costeras del mundo, excepto en las zonas tropicales, una condición que es fácil de comprender si se observa el cuerpo y las condiciones tan particulares que se dan en él.

Poseen un cuerpo alargado, cabeza pequeña, hocico romo con largos bigotes, extremidades anteriores cortas y aplanadas (que utilizan como aletas para nadar o para desplazarse en tierra) y extremidades posteriores fijas y dirigidas hacia atrás. En lo que respecta al pelae que recubre todo su cuerpo, se destaca por ser muy corto, espeso, de color grisáceo o amarronado y no otorga protección térmica como a otros animales, sino que la misma es generada por una gruesa capa de grasa que poseen bajo la piel.

Su capacidad de nado

Son capaces de nadar grandes distancias y sumergirse a enormes profundidades para capturar presas de las cuales alimentarse. Gracias a esta condición les es posible acceder a cierta clase de alimentos que para otras especies sería una verdadera odisea.

Consumo alimenticio

Es importante resaltarlo, porque para el caso específico de una foca, hay que mencionar que esta consume diariamente una cantidad de alimento equivalente al 5% de su peso corporal, lo que vendría a ser alrededor de 5,5 kilos de alimento por día. Las focas no beben agua, ya que son capaces de obtener toda el agua que necesitan de los alimentos que consumen.

La función de los bigotes

Sus bigotes tienen una gran función al momento de buscar presas para alimentarse, ya que son capaces de sentir las pequeñas vibraciones que emiten los peces cuando nadan, ayudando a la foca a atrapar a su presa en aguas oscuras o con poca visibilidad.

Los bigotes permiten a las focas rastrear los movimientos de los peces a más de 100 metros de distancia.
Los bigotes permiten a las focas rastrear los movimientos de los peces a más de 100 metros de distancia.

Cuando no encuentran suficiente alimento, su organismo las ayuda a compensar la pérdida utilizando la grasa de sus cuerpos para producir el agua suficiente para sobrevivir. Puede ser peligroso si están perdiendo demasiada grasa, debido al hecho de que esta grasa les ayuda a mantener la temperatura corporal.