Saltar al contenido

¿Cómo limpiar recipientes de plastico?

Para evitar que los recipientes de plástico queden con mal olor, grasa o manchas, al lavarlos hay que añadir algunos ingredientes como vinagre, limón y bicarbonato de sodio.

¿Cómo quitar el mal olor de los recipientes de plástico?

Uno de los principales problemas de los recipientes de plásticos es que, aunque se los lave de usarlos, quedan con olor.
En realidad no es mal olor, sino el aroma de la comida que se guardo en su interior, este se impregna en el plástico y es muy difícil de quitar.

Para quitar el olor de los recipientes de plástico se deben utilizar un limpiador natural por excelencia: el vinagre.
Solo hay que diluir un poco de vinagre en agua, llenar el recipiente con esta mezcla y dejarlo reposar por 8 horas.

Otra opción es desinfectar el recipiente de plástico con limón. Solo hay que rociar el recipiente con el zumo de un limón y dejarlo reposar por unas horas.

¿Cómo limpiar la grasa de los recipientes de plástico?

El segundo problema que surge al utilizar recipientes de plástico para guardar alimento es que les queda mucha grasa y es difícil de limpiar solo con agua y detergente.

En este caso, lo mejor es emplear bicarbonato de sodio que, ademas de ser un excelente limpiador, también tiene propiedades desinfectantes y no es toxico.
Se debe mezclar el bicarbonato con un poco de agua para lograr una consistencia pastosa. Hay que cubrir el interior de los recipientes de plástico con esta mezcla y dejar actuar por unos minutos. La grasa se limpiara rápidamente, solo hay que limpiar con un paño húmedo en agua tibia y después enjuagar con abundante agua.

¿Cómo quitar manchas de los recipientes de plástico?

Para quitar la mancha de los recipientes de plástico se recomienda lavar con lejía. Solo hay que añadir una cucharada de lejía al agua caliente y dejarlo reposar por aproximadamente 30 minutos. Luego hay que enjuagar con abundante agua para que no queden restos de lejía y lavar normalmente con agua y jabón.

Otra opción es dejar los recipientes de plástico al sol. Es necesario ir controlandolo para exponerlo el tiempo suficiente para que las manchas desaparezcan pero no se dañe el color.