Saltar al contenido

¿Cómo hacer un gel antibacterial casero?

Para hacer un alcohol antibacterial en gel casero, la OMS compartió una receta segura con Peróxido de hidrógeno, Glicerol y Etanol al 96% o Alcohol isopropílico al 99.8%.

¿Es seguro hacer alcohol en gel en casa?

A causa de la falta de alcohol en gel y lo necesario que es contar con un desinfectante en esta época, en las redes sociales se han compartido y viralizado muchas recetas para preparar un gel antibacterial casero.

Relacionado: ¿Cómo limpiar y desinfectar las uñas correctamente?

Estas recetas tienen como ingredientes productos que se consiguen fácilmente y por precios económicos. Esto parece ser una solución, mucho más en estos momentos cuando el alcohol en gel es tan necesario y hay una gran escasez en el mercado.
Lo cierto es que, en lugar de ser una solución, puede convertirse en un nuevo problema ya que estas recetas no siempre son eficaces.

Si el alcohol en gel antibacterial casero se prepara mal puede ocasionar alergias en la piel, mucho más a las personas que tienen piel sensible y quienes sufren de dermatitis.
Otro riesgo es que el alcohol casero no este bien preparado y por lo tanto no sea eficaz para desinfectar las manos.

Más Información: ¿Qué es la lavandina de gel?

En caso de no contar con alcohol en gel, la mejor manera de combatir los virus y bacterias es lavándose las manos con agua y jabón de forma correcta durante 20 minutos.

¿Cómo hacer alcohol en gel en casa según la OMS?

La OMS compartió la receta para hacer alcohol en gel en casa de forma segura. Los ingredientes a utilizar para preparar 10 litros de alcohol en gel son:

Receta Nº1

  • Etanol al 96% – 8333 ml
  • Peróxido de hidrógeno al 3% – 417 ml
  • Glicerol al 98% – 145 ml

Receta Nº2

  • Alcohol isopropílico al 99.8% – 7515 ml
  • Peróxido de hidrógeno al 3% – 417 ml
  • Glicerol al 98%- 45 ml

La preparación de alcohol en gel según la OMS consta de los siguientes pasos:
1. Verter la cantidad del tipo de alcohol en una botella o recipiente.
2. Agregar el peróxido de hidrógeno en la cantidad indicada con una probeta.
3. El glicerol también debe añadirse con una probeta. El resto que quede en las paredes de la probeta puede retirarse vertiendo agua, debe ser agua fría que haya sido hervida previamente o agua destilada.
4. Hierva agua, deje enfriar y viertala en la botella hasta completar los 10 litros.
5. Coloque la tapa de la botella inmediatamente para evitar que se evapore.
6. Agite la botella para mezclar los ingredientes. Si es posible usar un agitador.
7. Distribuir la preparación en recipientes más pequeños. Dejar reposar por 72 horas y luego ya se puede utilizar.