Saltar al contenido

¿Cómo decorar una sala – comedor en gris y rojo?

Los colores rojo y gris se pueden combinar de muchas maneras diferentes para decorar una sala – comedor, lo importante es siempre buscar y conseguir el equilibrio y para eso se utiliza el tono negro y blanco.

¿Por qué elegir los colores rojo y gris para decorar una sala – comedor?

El comedor y la sala de estar son dos estancias de la casa que cumplen diferentes funciones, pero que pueden fusionarse y compartir un mismo espacio con una buena decoración.
En este caso se ha optado por una combinación de gris y rojo, un color neutro y un color vivo que aportaran equilibrio y armonía al ambiente.

El rojo es un tono muy atrevido. Se utiliza para representar la pasión, el amor y el peligro. Aplicado en la decoración crea espacios muy confortables.
Por otra parte, el gris es un color neutro que combina a la perfección con el rojo porque le permite destacarse, ademas de aportar luz y equilibrio.

En esta decoración también se recomienda añadir al color negro con el que se logra que los ambientes luzcan más elegantes, aportan poder y distinción.
Y no puede faltar el blanco, con el que se unifican los tres colores anteriores, aportan luz y armonía.

¿Cómo combinar los colores rojo y gris para una decoración de sala – comedor?

Para poder combinar el color rojo y gris, añadiendo también toques negro y blanco, hay que tener en cuenta diferentes conceptos, como el tamaño de la estancia y la iluminación.

En el caso de las salas – comedor pequeñas o poco iluminada se recomienda usar el gris como color principal, iluminando con blanco y dándole vida con el rojo, el negro solo debe presentarse en un porcentaje muy bajo.

En cambio, en un salón – comedor amplio se puede jugar más con el color negro, logrando que la estancia luzca más moderna y elegante.

Si la habitación es alta se recomienda pintar una pared en color rojo para que esta tome protagonismo.

Ideas para aplicar la decoración en rojo y gris en una sala – comedor