Saltar al contenido

¿Cómo cumplir los propósitos de año nuevo?

Para cumplir los propósitos de año nuevo es necesario ser perseverante, constante y disciplinado. Estas metas deben ser realistas y medibles. Hay que elaborar un plan de acción y celebrar cada triunfo, por pequeño que parezca es un avance.

¿Por qué se renuncia a los propósitos?

La mayoría de las personas renuncian a sus propósitos de año nuevo antes de mitad de año. Los motivos que llevan a abandonar las metas pueden ser muy variados, pero todos ellos atacan las emociones y esto afecta la persistencia.

Se necesita ser muy constante y autodisciplinado para poder continuar con las metas planteadas a principio de año a pesar de los problemas, obstáculos, contratiempo, agobio, cansancio y estrés.

¿Cómo definir los propósitos de año nuevo?

El comienzo de un año nuevo significa un tiempo perfecto para poder plantearse nuevas metas y objetivos.

Para evitar que esto sea solo producto de la emoción de enero y estas metas queden abandonadas en julio, hay que definir propósitos realistas, medibles y alcanzables.

Algunos consejos para definir los propósitos de año nuevo:

  • No deben ser metas inalcanzables. Es bueno tener metas grandes, pero hay que ser realistas.
  • Las metas deben definirse una a la vez. Quien quiere hacer muchas cosas juntas, termina por no hacer nada.
  • Es importante que las metas y objetivos sean específicos y con detalles.
  • Hay que elaborar un sistema o plan para alcanzar la meta.

¿Qué hacer para cumplir los propósitos de año nuevo?

Para poder cumplir con los propósitos establecidos en año nuevo es importante:

Tener un plan para alcanzar metas. Es mejor establecer pocos objetivos y trabajar en alcanzarlos, que muchos y dejarlos abandonados. Elaborar un plan para cumplir estas metas es fundamental ya que te guiara en todo el proceso.

Mantente enfocado. Todos los días, cada día, sin importar tu animo o los problemas, hay que mantenerse enfocado en la meta.

Celebra pequeños progresos. A veces uno quiere ver la meta cumplida ya, pero eso no es posible. Todo lleva un proceso. Si tienes un plan elaborado y vas teniendo progresos, reconocelos y celébralo. Quizás no estas donde quieres estar, pero si estas un paso más cerca.

Limpia tu mente de pensamientos negativos. Para alcanzar un objetivo en lo físico, primero hay que alcanzarlo en la mente. Debes eliminar de tu cabeza toda idea que te haga sentir miedo y culpa, como también esos pensamientos negativos que te dicen que no eres capaz y no lo lograras.

Deja el pasado y no te apures al futuro. Lo que tienes hoy es el presente ¿Que puedes hacer hoy para llegar a tu meta? Si no lo hiciste ayer ya no hay forma de regresar al tiempo, y lo que harás mañana ya llegara. Enfócate en el presente y ve paso a paso aprovechando cada día.