Saltar al contenido

¿Cada cuánto tiempo hay que renovar la ropa interior?

Aunque la mayoría de las personas usan la ropa interior hasta que este completamente desgastada, esto no es recomendable por cuestiones de higiene y salud. Lo mejor es renovar las prendas inti más cada año y durante el tiempo que se la utilice lavarla de forma correcta para evitar infecciones y otros proble más de salud.

¿Por qué es importante renovar la ropa interior?

Renovar la ropa interior cada año es más importante de lo que se puede pensar. Al ser una prenda “interior”, bien lo dice su nombre, no se le presta mucha atención a su estado. No importa que alguna costura este rota, el elástico deteriorado o que tenga algún defecto. El paso del tiempo y el uso va desgastando la ropa interior pero igualmente se la sigue utilizando.

Se ha llevado a cabo una investigación sobre la ropa interior y sorprende la cantidad de bacteria que estas acumulan con cada uso y que son resistentes a los lavados. Es decir, aunque lavemos la ropa interior para usarla nuevamente, igual las bacterias quedan.

Así que por esta razón es importante lavar correctamente la ropa interior, como también reemplazarla por ropa interior nueva cada año.

¿Cuáles son las consecuencias de no renovar la ropa interior?

Aunque la ropa interior se lave con mucho esfuerzo, aun así algunas bacterias no pueden ser eliminadas. Es decir, nunca la ropa interior queda completamente limpia. A pesar del lavado, siempre quedan restos de los fluidos corporales en los que puede haber presente bacterias, como puede ser la E. Coli.

Estos microorganismos son normales en las prendas interior y generalmente no provocan ningún tipo de proble más en la salud, tienen que ser casos muy extremos.
Para evitar llegar a estos casos es que se recomienda renovar la ropa interior cada año y durante el tiempo que se la utiliza tratar de lavarla y desinfectarla correctamente.

¿Cómo debemos lavar la ropa interior de forma correcta?

La ropa interior debe lavarse con agua caliente. En caso que se trate de una prenda de tela delicada, entonces es mejor el agua tibia para no dañarla.

Ademas, al agua hay que añadir lejía para poder matar todas las bacterias. En el mercado se puede conseguir lejía para ropa de color para no producir decoloraciones. La mezcla de bicarbonato y vinagre también es muy efectiva.

Al terminar se debe enjuagar con abundante agua fría para quitar todos los restos de suciedad y químico, y dejar secar en un sitio donde le de el sol.